artrosis

La artrosis es una enfermedad degenerativa que ataca a las articulaciones sinoviales: rodilla, cadera, mano, columna vertebral e incluso en hombros, codos y tobillos. Empieza degenerando el cartílago articular provocando una regeneración de los huesos afectados en el proceso y, por consiguiente, manifestándose los síntomas de los que hablaremos.

Sus principales síntomas son el dolor, la rigidez y la inflamación de la zona afectada.

Lo más recomendado es tener un asesoramiento detallado para llevar a cabo un tratamiento efectivo. Muchos factores entran en juego para que la dolencia siga avanzando. Las posturas diarias, el sobrepeso, no realizar ejercicio físico o esfuerzos físicos en el trabajo favorecen que la artritis siga su proceso degenerativo.

Tratamientos para la artrosis

Normalmente la artrosis se mitiga con un tratamiento farmacológico que ayuda a desinflamar la zona y aliviar el dolor pero no es la única solución. La finalidad del tratamiento es detener la progresión de la degeneración articular y la fisioterapia nos ayuda a ello. Su función es mantener una musculatura fuerte y la movilidad articular adecuada.

La electroterapia y la termoterapia complementan para aliviar el dolor. 

artrosisLa ortopedia tiene su cierta importancia en el proceso de recuperación. Los aparatos nos ayudan al reposo articular y evitan distensiones o bloqueos articulares. Un ejemplo es en la artrosis de rodilla o de cadera en donde se utiliza aparatos ortopédicos como: bastón, muletas, cojines en cuña o calzados con refuerzos en la parte externa o interna del pie.

La artrosis puede llegar a provocar un cambio en la alineación de las articulaciones, lo que se corrige con los aparatos ortopédicos. Con estos se puede disminuir el dolor, mejorar la función física y retrasar la degeneración de la articulación.

En las ortopedias podemos encontrar rodilleras de neopreno (sin necesidad de receta) o abrazaderas, férulas y calzado ortopédico siempre supervisado por un técnico ortopedista. Ellos se encargarán de hacerte a medida la órtesis para mejorar tu calidad de vida. Otros aparatos como los bastones sirven para descansar la articulación gracias al apoyo en él, debido a que descarga el peso en la zona afectada.

Los aparatos ortopédicos son una ayuda para el afectado por artrosis en cadera o rodilla pero, ojo, no se debe usar en periodos extensos, a no ser que esté indicado por el especialista. ¿Qué puede pasar? pues que las articulaciones no trabajan de forma adecuada y puedan llegar a debilitarse.

El deporte ayuda a las articulaciones gracias al fortalecimiento muscular. 

Se recomienda realizar deportes en los que no se sobrecarguen las articulaciones, como por ejemplo la natación. La aparición de la artrosis en actividades físicas depende de la intensidad y duración de la acción y de con qué frecuencia se realiza. Ante cualquier duda acerca de la enfermedad o dolencia consulte con nuestros técnicos ortopedistas, le brindaran un servicio personalizado y eficaz ante sus problemas.

 

 

 

 

 

Write a comment:

*

Your email address will not be published.

− 1 = 7

Curbelo Salud. 2018 © Copyright