prótesis

La ortopedia es el tratamiento utilizado para prevenir o corregir de forma mecánica o quirúrgica las deformaciones o desviaciones de los huesos y de las articulaciones del cuerpo, ya sea humano o de otro tipo de animales, como los perros.

Un perro puede sufrir un accidente o malformación que haga que no tenga alguna o todas sus extremidades. Cuando los perros amputados utilizan solo tres patas, sufren problemas en la columna vertebral y en las extremidades restantes. Una opción es dejarlo sin su miembro y esperar a que se adapte, pero tarde o temprano esto acabará pasando factura, si es incapaz de hacer ejercicio puede desarrollar enfermedades del corazón, obesidad, alteraciones óseas, atrofia muscular y complicaciones emocionales como ansiedad o agresividad. Por lo que es mejor buscar la forma de aliviar estos problemas y evitar que aparezcan dificultades mayores en un futuro próximo.

Hoy en día, con la cantidad de avances que hay, no todo está perdido para el animal, existen diferentes métodos, como las prótesis o las sillas de ruedas especiales para caninos, que le harán poder llevar una vida más fácil y saludable.

Se pueden distinguir dos tipos de dispositivos para contrarrestar una amputación: Las prótesis caninas sustituyen directamente un miembro, mientras que las órtesis facilitan y dan soporte al movimiento, pero no lo sustituyen.

También hay diferentes aparatos: botas de caucho, arneses, collarines, férulas, rodilleras o sillas de ruedas a medida. Hechos de distintos metales, plásticos y otros materiales de ortopedia modernos. Y se pueden utilizar para esguinces, dolor en las articulaciones, artritis, displasia de cadera o rehabilitación post-operatoria.

Estos dispositivos requieren de un gran esfuerzo de adaptación por parte del animal y es posible que se requiera la ayuda de un especialista, para que facilite la etapa de aprendizaje. Cuanto más amplia sea la amputación, más trabajo costará que se adapte, pero la mayoría se acostumbra en cuestión de un par de meses, especialmente los perros jóvenes, que son más fáciles. Un buen truco es que el dueño premie al animal cuando utilice la prótesis correctamente, hasta que se haga a ella.

Write a comment:

Your email address will not be published.

81 − = 72

Curbelo Salud. 2018 © Copyright